domingo, 25 de abril de 2010

LA CARA ES EL ESPEJO DEL ALMA Y NUESTRAS MANOS CREAN LO QUE NOS DICTA EL CORAZÓN.